NAVIDAD SANGRIENTA

Papa noel estrelladoPor el pastor Salvador Dellutri

“Una tierra llena de violencia”

La convulsión de las últimas semanas le recordó a Dellutri “una frase que escribió (el escritor Nicolás) Berdaieff: ‘el hecho de que la sociedad entre en disolución no puede sorprender a los que están atentos a los hechos del espíritu’. Cuando se pierden las bases espirituales, se pierden todos los valores y la sociedad entra en crisis. Lo que vemos son clases de vandalismo, no de hambrientos, de gente que se ríe del trabajo ajeno, de la ley y de la justicia y esto es el resultado de una larga siembra, como lo dijo el apóstol Pablo: ‘No os engañéis, Dios no puede ser burlado. Todo lo que el hombre sembrare eso también segará’. Vivimos un proceso de autodestrucción que fuimos gestando durante los últimos diez años cuando quitamos las bases morales de la sociedad y dejamos que el mal creciera. Muestra el fracaso del Estado para castigar y es el fracaso de la familia que no ha educado a sus hijos, que no ha hecho caso de que la necedad está ligada a la falta de vara. Y tenemos esto como resultado. Necesitamos ver la paloma de la paz, pero esta es una tierra llena de violencia.”. Dellutri expresó que “el hambre no es una excusa para quienes roban plasmas y electrodomésticos”, y aseguró: “Estamos en un estado de disolución social; disolución social es cuando la sociedad deja de entenderse a sí misma como un cuerpo social interrelacionado y donde cada uno hace lo que bien le parece. Vivimos en un estado de anomia, donde cada uno establece sus propios principios, sus propias leyes, y no hay ni respeto con el prójimo. El mismo que iba a comprar al negocio, es el mismo que lo asalta y lo saquea”.

“Se ha roto el pacto social” en la Argentina

“Filosóficamente esta ideología de disolución es una filosofía de (Ernesto) Laclau, un ideólogo que cree que después de estos enfrentamientos va a surgir algo nuevo”, expresó Dellutri. Para este pastor de los Hermanos Libres, “el argentino se deja llevar por las emociones y no maneja correctamente la racionalidad y entonces cree en ciertas mitologías y se une a ella. Pero la realidad no acepta las imposiciones de las ideologías y finalmente estalla. Estamos en una crisis educativa que nos coloca en el último escalón de Latinoamérica. Tenemos 11 millones de pobres, la corrupción encapsulada, una inflación negada, discursos cargados de soberbia. Se instaló el relato del éxito que se sintetizó con la frase ‘década ganada’, pero acá no se ganó nada. El Gobierno vive en un estado de alienación, vive la ficción y quiere que la gente la viva también. Vive la ficción de que el país mejora, vive la ficción de dos millones de pobres y hay 11 millones, falsifican las cifras del INDEC y creen que con eso se modifica la realidad. Ahora comienza un estallido que puede terminar en cualquier cosa, en una Navidad sangrienta. Se ha roto el pacto social. Todos nosotros entregamos el monopolio de la fuerza al Estado para que nos defienda. Cuando no responde, yo me defiendo. En el conurbano bonaerense hay grupos de comerciantes y de empresarios que se están armando y que están fijando estrategias de defensa, quiere decir que si avanzan los vándalos va a haber masacre. La gente siente que el estado no los defiende”. 

Tomado de Pulso cristiano, Nro 249 del 12/12/13 

Suscripción: Envíe un mensaje por e-mail a la siguiente dirección electrónica: suscripcion@pulsocristiano.com.ar.

 

Anuncios

2 comentarios en “NAVIDAD SANGRIENTA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s